Internacional

Sesión Internacional – XV Congreso del PTS

Una red internacional de diarios para intervenir en los nuevos fenómenos políticos

La sesión de la primera jornada del Congreso estuvo destinada a la discusión sobre las tendencias de la situación internacional y la intervención de la organización internacional de la que forma parte el PTS, la Fracción Trotskysta – Cuarta Internacional (FT-CI) que impulsa la Red Internacional de diarios digitales en cinco idiomas La Izquierda Diario (LID). Estuvieron presentes compañeros de Brasil, de México, de Uruguay, y de Left Voice.

Jueves 14 de julio de 2016 | Edición del día

El debate se desarrolló en base a documentos presentados por Claudia Cinatti y Paula Bach, y se abrió a partir de un informe desarrollado por Emilio Albamonte dando cuenta del desarrollo de la crisis económica internacional, la persistente polarización política y social que se profundiza a nivel mundial, y el creciente desgaste de los partidos políticos tradicionales en los países centrales.

Utilizamos la categoría de “crisis orgánica” del revolucionario italiano Antonio Gramsci, para dar cuenta de múltiples escenarios donde aún no hay claramente situaciones revolucionarias o contrarrevolucionarias, pero que tampoco pueden ser simplemente catalogadas de “no revolucionarias”, a riesgo de pasar por alto procesos políticos muy importantes que son fundamentales para que los revolucionarios podamos intervenir políticamente.

Elementos de “crisis orgánica”

En las primeras décadas del siglo XX Gramsci teorizaba que un fracaso de una gran empresa de la clase dominante podía abrir un período de “crisis orgánica”, es decir, una crisis que a diferencia de los “movimientos de coyuntura” ponía de relieve contradicciones fundamentales.

Así, la crisis capitalista iniciada en 2008 está desarrollando tendencias a la “crisis orgánica” en algunos países del centro del capitalismo mundial, como por ejemplo, puso de relieve recientemente el Brexit en el Reino Unido, y respecto a la “gran empresa” burguesa que representa la Unión Europea. Mientras, en países periféricos o semicoloniales, como Brasil y Venezuela, donde interviene más directamente el “elemento catastrófico” de la economía, estos elementos de “crisis orgánica” son más abiertos.

Eso lleva, siguiendo la definición de Gramsci, a que amplios sectores de masas se separaren de sus representaciones políticas tradicionales y surjan nuevas formas de pensar. Lo cual se puede ver, a izquierda, con distintas variantes de un neorreformismo “post socialdemócrata” (Podemos, Syriza, el fenómeno Sanders en EE.UU., entre otros), que capitaliza el espacio a la izquierda de la socialdemocracia clásica, devenida social liberalismo. Y a derecha con partidos xenófobos y racistas, por ejemplo, el Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP), o la candidatura de Donald Trump en EE.UU.

Esta polarización, en el caso de Latinoamérica, la vemos a diferentes niveles en la crisis actual del chavismo, el lulismo, o el kirchnersimo que fueron fundamentales para el desvío del ciclo de levantamientos que atravesó el subcontinente a principios del siglo XXI. Y la llegada al poder de gobiernos de derecha como el de Macri, o en Brasil el golpe institucional encabezado por Temer que no logra asentarse (ver entrevista a Leandro Lanfredi en la página 20).

Cinco idiomas, once diarios, una misma voz

El congreso discutió los desafíos y las posibilidades para avanzar que se abren para la izquierda revolucionaria en este contexto, plagado de fenómenos políticos, con una nueva generación que irrumpe en la escena política mundial, una juventud que no le debe nada al capitalismo y que está en la base de gran parte de estos fenómenos. Que provocan a su vez realineamientos en la izquierda, como la reciente ruptura del PSTU en Brasil.

En este marco, se debatió sobre el importante desarrollo que viene teniendo la Red Internacional de diarios digitales, La Izquierda Diario, con sus 5 idiomas y sus 11 diarios. Publicada día a día en francés, alemán, inglés, portugués y español. Que, por ejemplo, en Francia, con Révolution Permanente se ha transformado en la voz de los trabajadores y jóvenes que luchan contra la reforma laboral de Hollande. Así como el desarrollo de Left Voice y su potencialidad para abrir camino a las ideas revolucionarias en medio de la polarización que atraviesa EE.UU. (ver entrevista a Juan Cruz Ferre.

Estas cuestiones abordadas en el Congreso del PTS, punteadas muy sintéticamente en estas líneas, entre otras serán tema de la próxima Conferencia de la FT-CI que se reunirá en Buenos Aires entre los días 10 y 17 de Agosto.







Temas relacionados

Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO